Enlaces patrocinados:

¿Qué pasa si como muchas donas? ¿es malo comer donas?

Las donas son una bocadillo que genera muchas sensaciones agradables a nuestro paladar y es todo un clásico acompañarlas con un café. Se encuentran en todos lados, las hay de todos los sabores y su precio es accesible para todos. Pero ¿Qué tan buena idea resulta comer donas? ¿Qué beneficios aportan a nuestra salud?


Las donas por muy exquisitas que sean no son una buena opción, tampoco le podríamos llamar alimento, pues carecen prácticamente de nutrientes, más bien sería una golosina, un antojo o un bocadillo.


Consecuencias de consumir donas en exceso



Las donas:

• Están “cocidas” en aceite (aceite que obviamente no se cambia porque los costos sería elevados para su producción) que se recaliente varias veces lo que causa que se formen moléculas toxicas que dañan la salud e incluso puede crear canceres.

• La harina blanca y el azúcar con las que están elaboradas prácticamente no aportan ningún nutriente. Es un “alimento vacío” que solo te llena pero no te aporta ni vitaminas ni minerales.

• Contienen grasas trans muy dañina para la salud del corazón.

• ¿Comer donas engordan mucho? Cada dona en promedio contiene hasta 300 calorías, por lo que su consumo regular hace que subamos de peso.

• Acidifican la sangre por lo que nos hace más vulnerables a contraer enfermedades.


Un bocadillo que no recomendamos comer muy a menudo, y de hecho, si se pudiera prescindir de él, es mejor. El único “beneficio” que tiene es la rica sensación y gusto que deja a tu paladar, pero solo es eso, lo demás es ingerir radicales libres y calorías.


En fin, no te olvides de comer frutas y verduras, tomar agua, hacer ejercicio y llevar una dieta saludable. Gustitos y antojitos de vez en cuando.

Enlaces patrocinados:

Promocionado:

Escribe tus comentarios:

¿Qué pasa si como muchas donas? ¿es malo comer donas?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *