¿Por qué me siento con demasiada flojera todo el día?

La flojera puede ser causada por múltiples factores, que bien pueden ser, psicológicas o físicas.

La flojera es una actitud de repulsión o muy poca disposición que se tiene hacia determinada actividad, que bien puede ser el trabajo, el estudio, los quehaceres domésticos, las actividades recreativas o deportivas…etc.


¿A qué se debe que siento tanta flojera?

¿Por qué tengo flojera?



• Porque no tengo nada que hacer y si lo hay, no tengo disposición.

• Porque no tengo ningún anhelo, iniciativa ni propuestas en la vida.

• Porque no pienso en el futuro, de que va ser de mi vida y simplemente dejo pasar los días.

• Porque nunca se me inculco a trabajar. Mis padres siempre me consintieron.

• Porque no como bien, mi dieta es deficiente en nutrientes.

• Porque tal vez, sin saberlo padezco alguna enfermedad (como fatiga crónica, anemia, depresión, autismo, falta de vitamina B12 o estrés).

• O simplemente porque las actividades que necesito o me mandan a hacer no me gustan.


¿Cómo distinguir una persona floja?



• Una persona floja casi siempre es una persona que esta de ociosa, es decir, no le gusta esforzarse en ninguna actividad productiva, pero si en las que producen placer al cuerpo: andar de chismoso, pasarse horas y horas en redes sociales y otros sitios poco ejemplares, ver largas horas de televisión, ir a divertirse, ir a bailar, ir con los amigos, ir a emborracharse, ir a drogarse…etc. todo esto, aun cuando se sabe que hay cosas que hacer.

• Una persona floja, evidentemente no le gusta trabajar, es descuidado con su higiene, suele padecer obesidad y tiende a enfermarse más que otros.


¿Es lo mismo la flojera que el cansancio?



• No.

• Una persona cansada es aquella que no quiere realizar alguna otra actividad porque se siente fatigada después de haber trabajado.

• Sin embargo, un flojo aunque no trabaje de todas maneras siente flojera.

• La flojera es casi siempre inherente y el cansancio es pasajero. Una persona cansada, come y duerme y al día siguiente vuelve a tener fuerzas y energía para afrontar las actividades diarias; mientras que un flojo come y duerme y su negación hacia el trabajo sigue siendo el mismo, no tiene ganas de hacer nada o casi nada.


¿Qué hacer?



• Acuda con un médico para que lo revise.

• Coma de forma saludable, incluyendo de todos los grupos de alimentos del plato del bien comer y evitando la comida chatarra, grasosa, precocida y comida de la llamada “vitamina T”.

• Evite desvelarse y duerma lo suficiente.

• Evite fumar y beber alcohol en exceso.

• Y sobre todo, plantéese metas y proyectos en la vida.

Esto también esta muy interesante:

Escribe tus comentarios:

¿Por qué me siento con demasiada flojera todo el día?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *