Cómo tener unas piernas envidiables

Solo es cuestión de querer para mejorar y tener unas piernas envidiables, suaves y tersas como la seda. Aquí te decimos como.


Consejos para tener unas piernas bonitas y envidiables

Hidrata tus piernas:



• Te recomiendo que empieces por algo tan básico como es la hidratación.
• El frio reseca tu piel, que también se descama y pierde brillo en cuanto llega el buen tiempo.
• La solución: hidratación y mucha agua.
    o Las cremas nutritivas dan suavidad y brillo a tus piernas, aportando activos drenantes e hidratantes.
    o Después de la ducha, aplícate alguna crema hidratante desde los pies y tobillos hasta los glúteos.
    o Hazlo mediante movimientos circulares hasta que el producto se absorba por completo.

Anuncios:

Exfolia tus piernas:



• Debes tener en cuenta también que la acumulación de células muertas es, a menudo, la responsable de que tu piel este áspera y rugosa.
• Así que esta época es ideal para empezar a cuidarte y prepararte para el verano.
• Te recomiendo que exfolies la piel de tus piernas una vez por semana.
     o Aplica el exfoliante sobre la piel húmeda, recién duchada, con un masaje circular y ascendente, e insiste en las zonas rugosas, como rodillas y tobillos.
     o Aparte de dejar la piel tersa, suave y elástica, conseguirás que tu bronceado sea más uniforme y duradero.


Protege tus piernas del sol:



• Una piel blanca no resulta atractiva en verano, pero si el sol es tu peor enemigo, debido a problemas de circulación o de piel, prueba con los autobronceadores.
    o Utilízalos a diario hasta conseguir el tono deseado y luego cada 2 a 3 días.
    o Asimismo, hay productos específicos a tu alcance para piernas que, edemas de proporcionar color, moldean y protegen del sol.

Enlaces patrocinados:

Promocionado:

Anuncios: