Información sobre el estrés

¿Qué es el estrés?

Sepa qué es y cómo tratar a unos de los enemigos tanto del hombre como de la mujer: el estrés.


En qué consiste el estrés

¿Qué es el estrés?



• El estrés es una reacción natural que nos permite enfrentarnos a las situaciones de alarma.
• El problema es cuando ese estrés se mantiene en el tiempo, cuando el cuerpo no es capaz de recuperar el equilibrio y esa activación fisiológica es excesiva y crónica. Entonces es cuando afecta a la salud.
• El estrés sube la tensión y la frecuencia cardiaca, lo que, a su vez, aumenta las necesidades de oxigeno del miocardio y causa un sobreesfuerzo al corazón.
• De la misma manera el estrés dispara problemas respiratorios, digestivos, alteración del colesterol y de la coagulación de la sangre.

Anuncios:

¿Cuáles son los síntomas del estrés?



• Son muchos, que van desde beber, fumar o comer de forma excesiva, a depresión, trastornos digestivos o intestinales, dificultad para concentrarse, dolores de cabeza, insomnio, irritabilidad y mal humor, empeoramiento de las relaciones, tensión muscular, etc.


¿Cuáles son las causas del estrés?




Causas sociales:



• Cambios sociales en los que cada época trae nuevos retos a desafiar.
• Cambios tecnológicos acelerados que la individuo no puede integrar, etc.


Causas fisiológicas:



• Estas causas están relacionadas con las enfermedades y lesiones del cuerpo que aumentan la tensión interior de la persona produciendo un nivel de estrés que se vuelve contraproducente hacia uno mismo.
• Por ejemplo, una enfermedad orgánica produce una reacción negativa en el campo emocional.


Causas ambientales:



• Contaminación ambiental, alimentación desnaturalizada con tóxicos industriales, lugares de trabajo con poca seguridad o con carga electrostática, microorganismos patógenos, catástrofes, etc.


Causas psicológicas:



• Se relaciona con la vulnerabilidad emocional y cognitiva.
• Crisis vitales por determinados cambios: infancia, adolescencia, madurez, vejez.
• Relaciones interpersonales conflictivas o insuficientes. Condiciones frustrantes de trabajo o estudio: excesiva exigencia o competitividad, monotonía, normas incongruentes, insatisfacción vocacional, etc.


Cómo podemos manejar el estrés:



• Lo primero, descubrir qué lo desencadena.
• Comer bien (adiós a comida "basura", al descontrol horario, etc.).
• Hacer ejercicio.
• No fumar ni consumir drogas y no abusar del alcohol.
• Relajarse con una actividad o, simplemente, descansando unos minutos cada día.


Beneficios de la relajación:



• Disminuye la tensión muscular, sobre todo en situaciones de mucha presión.
• Reduce la frecuencia del pulso, la presión de la sangre, el grado de sudoración y la frecuencia respiratoria.

Enlaces patrocinados:

Promocionados:

Anuncios: