Manejo del estrés en el embarazo

El embarazo es una etapa en la que la mujer está sometida a múltiples e importantes cambios físicos y psíquicos que, inevitablemente generan estrés. ¡No te angusties!, el estrés no siempre es malo y, además, puedes mantenerlo a raya.


Cómo tratar el estrés durante el embarazo:


Cómo controlar el estrés durante el embarazo

No seas una súper mamá



• Las molestias habituales del embarazo, como las náuseas o la hinchazón, pueden generar por si solas estrés, especialmente si nos empeñamos en realizar todo lo que hacíamos antes del embarazo y comprobamos que no podemos.
• Así que, no trates de ser una súper mamá. Haz las tareas domésticas que tu estado te permita. Huye del perfeccionismo.

Anuncios:

Piensa positivo



• Todo embarazo implica alegría, esperanza e ilusión, pero, igualmente, un desconocimiento de lo que ocurrirá, dudas y miedos. La ilusión es natural, pero el miedo también lo es.
• El estrés positivo esta centrado en el presente, en lo que ocurre de verdad. El negativo, en el futuro, en cocas que no están ocurriendo ahora y que no tienen porque ocurrir (¿y si me duele durante el parto?, ¿y si el bebé tiene algún problema?...). Ten confianza en ti misma, en tus capacidades, en tu instinto maternal.


Come saludable y regularmente



• No te saltes ninguna comida y toma alimentos sanos y nutritivos. Incluye en tu dieta alimentos ricos en magnesio como las manzanas, los frutos secos y las hortalizas de hoja verde; van de maravilla para combatir el estrés y, además, te ayudarán a regular el funcionamiento de tus nervios y tus músculos.
• Y, por supuesto, no ingieras ni una gota de alcohol, ni abuses de las bebidas con cafeína.


Descansa y relájate



• Descansa todo lo que puedas, es lo mejor para relajarse. Duerme al menos 8 horas al día y échate la siesta siempre que puedas. Práctica alguna técnica de relajación o, al menos, haz ejercicios de respiración. La meditación y la visualización también te ayudaran a controlar el estrés y la ansiedad.


Dedícate un tiempo para ti



• Dedica tiempo a tus emociones: escribe lo que sientes, habla con tu barriguita, sueña despierta... todo ello te ayudará a desestresarte. Realiza también alguna actividad placentera pero que no suponga un peligro para el embarazo.


Pasea con tu pareja al aire libre



• Además de hacer ejercicio los dos, que les sentará fenomenal, te permitirá charlar de todo lo que te inquieta y conectaras mejor los "tres".
• Siempre que puedas, procurar hacerlo al aire libre y, mucho mejor aun, si es por un bonito parque.

Enlaces patrocinados:

Promocionados:

Anuncios: