Mastitis en la lactancia materna (inflamación de mamas)

La mastitis en la lactancia materna no infecciosa es consecuencia de una retención de leche no resuelta, que origina aumento de presión en el interior de los alvéolos mamarios que al romperse producen una reacción inflamatoria. La mastitis es más probable que aparezca la mastitis durante las primeras seis semanas de lactancia, aunque algunas mujeres la desarrollan durante el destete.

Síntomas de la mastitis durante la lactanciaSino se resuelve puede evolucionar a una mastitis infecciosa por Staphylococcus aureus.


Síntomas de la mastitis:



• Ocasiona fiebre, malestar, dolor y signos inflamatorios en la zona afectada.



Cómo prevenir la mastitis en la lactancia:



• Para evitarla hay que asegurarse de que el bebé está bien colocado, no utilizar ropas que compriman el pecho, y tratarla en las primeras 24 horas.

• El médico administrará un antibiótico compatible con la lactancia, que debe tomarse durante un mínimo de 10 días y es importante hacer reposo durante unos días. Ni la infección de la mama ni el antibiótico suponen peligro para el bebé, por lo que no hay que suprimir la lactancia.

Enlaces patrocinados:

Promocionado:

Anuncios: